Feliz Año Nuevo

No era Nochevieja, pero no tiene que serlo para empezar a despedirse de un año y desear que el que viene sea más amable, más humano, menos raro…. Y en MUSOC esto es ya casi una tradición.

Este año la fiesta de falsa Nochevieja la celebramos en el Páramo Bar, con Toni Silvan a los mandos de la música y con 12 ositos de gominola por persona… ¿Qué podría salir mal?

Muchas gracias a la gente de Páramo Bar por acogernos. Nos vemos el año que viene.

Con la colaboración de